Testimonios

Hamilton Wingo

COMPARTIR:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

TESTIMONIO DEL CLIENTE

Beyanca M.

Entonces encontré a Hamilton Wingo. A partir de ahí, nunca sentí que no hubiera una oportunidad. Ellos me creyeron. Lucharon por mí, por mi familia y por mi marido.

La familia de un motociclista que se estrelló contra un camión blindado que iba dando vuelta, llegó a una resolución con la empresa de seguridad GardaWorld, poco después de que un jurado del tribunal estatal de Texas comenzara a deliberar en un juicio que podría haber dado lugar a un veredicto de $100 millones de dólares.

Beyanca, esposa de Virgilio Martínez, y Chris Hamilton comparten la historia.

Beyanca:
Sentí que algo andaba mal desde el principio, así que siempre que nos poníamos en contacto con abogados o bufetes de abogados, les presentábamos los detalles y esas cosas. Y todos dijeron que no podían ayudar porque todo estaba en su contra, y nadie quería realmente arriesgarse y creernos.

Chris Hamilton:
Cuando Beyanca llegó a nosotros, cinco abogados habían rechazado su caso y ella estaba realmente en una encrucijada y tratando de averiguar qué hacer. Y esta fue una situación difícil en la que el informe de la policía estaba en nuestra contra. La víctima estaba muerta y no parecía que hubiera muchas posibilidades, pero Beyanca insistió en que lo que le decía la policía y el acusado simplemente no tenía sentido. Y en última instancia, hubo algo que nos hizo creer en Beyanca como cliente que nos llevó a la decisión de que teníamos que tomar este caso, a pesar de que todas las probabilidades parecían estar en su contra.

[ARTÍCULO] CVN News, Courtroom View Network, “Hamilton Wingo presentado en los juicios más impresionantes de CVN —¡Menciones honoríficas!”, por David Siegel, 10 de abril del 2020.

Beyanca:
Quiero decir que, al solo hablar con Paul, nunca sentí una vibración negativa. Nunca hubo… Ni una sola vez sentí que no hubiera una oportunidad. Desde el momento en que lo conocí, sentí que me escuchaba y luego, cuando conocí a Chris y Ray, sentí la sinceridad, que a ellos realmente les importaba y pusieron un interés real en ello. Y no fue sólo, “Esto no vale nuestro tiempo”, o, “No vamos a correr este riesgo porque todo no tiene sentido a tu favor”. Sí. Fue… Quiero decir, inicialmente, sabía que me creía.

Chris Hamilton:
Y una vez que tomamos este caso, estuvo claro que el creer en el cliente había dado sus frutos porque lo que descubrimos fue una mala conducta corporativa a una escala que no habíamos imaginado. Y lo que no podíamos haber previsto era que se trataba de una empresa que se había aprovechado una y otra vez de la culpabilidad de la víctima, encubriendo la causa de las muertes y las lesiones graves y explotando el hecho de que las familias de la víctima en esa situación a menudo no podían encontrar abogados que pudieran creer en ellos cuando los informes policiales estaban en su contra.

Beyanca:
Hubo cosas que sentí, pero nunca pude confirmarlo, y estos tipos… Nunca tuve que venir aquí y decir: “Esto es lo que pienso”. Juntaron activamente todas las piezas del rompecabezas. Se comunicaron con gente. Estaban haciendo todas esas cosas que normalmente, yo diría acerca de alguien que tenía tanto que probar porque todas las probabilidades estaban en tu contra. Tendrías que salir a probarlas y darles esa información en contra mía. Yo digo, “Oh, ellos se dieron cuenta de esto. Ni siquiera tuvieron que preguntarme. Yo supe de inmediato que estaban trabajando. En realidad, nunca me molestaron por nada.

Chris Hamilton:
Y así que esta era una situación en la que este caso tenía que ir a juicio. Esta mala conducta tenía que ser expuesta y no podíamos tomar el riesgo de un segundo mejor resultado en este caso, porque sabíamos que le iba a pasar de nuevo a alguien más si no llegábamos hasta el final.

Beyanca:
Quiero decir que cada día sentía que el nivel de energía aumentaba en vez de disminuir. Se vuelve agotador. Creo que yo era quien estaba más cuesta abajo y ellos simplemente estaban preparando su defensa. Sentí que estaban en pleno rendimiento, luchando activamente por la justicia para mi marido.

Chris Hamilton:
Parte de lo que hizo que esto funcionara es que creímos en el cliente y ella a su vez, creyó en nosotros. Y esta compañía se había salido con la suya tantas veces arrastrando a los clientes por el suelo, culpando y avergonzando a las víctimas al llevárselos entre los pies. Y luego al hacer ofertas bajas de resolución a las que a menudo los abogados cedían y aceptaban, y nosotros teníamos un cliente que buscaba justicia en este caso. Y Beyanca no iba a aceptar un no por respuesta, y nosotros tampoco.

Beyanca:
Siento que, aunque nada traerá de vuelta a mi marido, aprecio que alguien realmente crea en él y no se dé por vencido como nunca lo hicimos nosotros. Y solo saber que hay otras personas, o incluso un bufete de abogados que no tiene ningún vínculo conmigo o mi familia, sabiendo, de hecho, que sinceramente se preocuparon y trabajaron en ello durante mucho tiempo y nunca se rindieron. Quiero decir que se siente como un poco más de tranquilidad el solo saber que alguien estuvo ahí para ayudarte a pelear esta gran batalla.

Chris Hamilton:
Este es uno de esos casos en los que creer en un cliente y que el cliente tenga confianza en un abogado establece una oportunidad para hacer realmente algo que logre una diferencia en la vida de las personas. Y nos sentimos honrados y privilegiados de representar a Beyanca en este caso y de obtener este resultado que sabemos que ayudará a proteger al público y a cambiar las vidas de la familia Martínez. Aunque ya nunca podremos recuperar a Virgilio, esta acción honra su memoria, y crea una situación en la que esta familia sabe que Virgilio no murió en vano. Aunque murió innecesariamente; Virgilio no murió en vano porque esto va a crear justicia que va a proteger a otras familias y asegurarnos de que sus padres y madres lleguen a casa, incluso cuando Virgilio no lo logró.

CASO COMPLETO DE HAMILTON WINGO

[FEATURED CASE] Hamilton Wingo, LLP. “Fue casi el encubrimiento perfecto”. Los abogados Chris Hamilton y Ray Khirallah fueron convocados para ayudar a la viuda de un motociclista después de que un camión blindado de GARDA que dio una vuelta ilegal a la izquierda chocara con él, resultando en su muerte, el 4 de octubre de 2019.

Videos Relacionados

Diane

"Iba conduciendo detrás de un camión con un remolque alto […]

Anna

Los casos de mala práctica médica son muy difíciles, pero […]

Rodney N.

"Cuando conocimos a Rodney, sabíamos que teníamos a alguien por […]

Parker B.

En las noticias, a menudo oímos que los vehículos de […]

Llámenos 214.234.7900

Hable Con Nuestros Abogados